Espacio de Jesús

Archive for enero 2008

La semana pasada acompañaba a mi mujer al trabajo y como ese día llegamos con bastante antelación, cruzamos a una cafetería que había justo en la calle de en frente para tomar el desayuno. Allí sentado junto a la barra mientras esperábamos que nos sirvieran el café, observe un periódico de estos que se dan de prensa gratuita todos los días, pero al ver su portada me fijé que ese diario no lo había visto nunca hasta ahora. Se llamaba AlfayOmega Semanario Católico de información.
En la portada aparecía una imágen de Fidel Castro con el antiguo Papa Karol Wojtila. Curioseando empecé a pasar páginas y páginas hasta que me detuve en una sección titulada cartas, y me llamó mucho la atención el titular de una de ella. Era la siguiente:

Me Han Divorciado
Acaban de divorciarme. Digo bien, pues no me quedaba otro remedio: o era de mutuo acuerdo o por lo contencioso, y como mi marido no iba a recapitular, decidimos que fuera de mutuo acuerdo. El mismo abogado (por cierto, su hermano) prefirió hacerlo así por ahorrar dinero.
¡Qué pena los Juzgados! Parecía la carnicería. Cada dos minutos pasaba una pareja, primero uno y luego el otro, y ya estaban solteros. Y eso sin tener en cuenta, como en mi caso, 32 años y un mes tirados por la borda en un abrir y cerrar de ojos. Sólo hace falta que reconozcan tu firma. ¡Qué frialdad y qué dolor tan grande! En dos minutos me quedé sin marido. Eso sí, él no se opuso a nada con tal de divorciarse. No sé cuándo se me pasará este dolor. Sobre todo la pérdida de mi hija y de mi nieto, al que he criado yo, las 24 horas del día, desde que nació, hace dos años y 3 días. Él se ha quedado en el piso de Alicante con nuestra hija. Yo se lo cedí, para no obligarle a abandonarlo, porque tanto él como mi hija tienen allí su trabajo. Y me vine sola a Madrid.
¿Qué pasa en España que cada día hay más destrozos en la familia? ¿En qué nos estamos convirtiendo? Yo era feliz como abuela canguro, madre y esposa, y ahora, todo eso lo he perdido.

Nena Núñez Martín
Madrid

El título de la carta ya es bastante sugerente, “Me han divorciado”, y la imágen que adjunto de la carta tampoco tiene desperdicio. La señora nos dice que la divorcian de su marido de mutuo acuerdo, pero que solo lo hace por el tema económico, ya que por lo que se ve ella no quiere divorciarse. ¿Pero para divorciarse que yo sepa sólo hace falta que uno quiera?¿No?. ¿Porqué esta señora no acepta que su exmarido ya no quiere seguir con ella?, ¿Al casarse por la iglesia ya su marido no tiene derecho a tener otra vida si no es feliz con ella?¿Tiene que aguantarla para siempre porque un día delante de un cura dijo “sí” hasta que la muerte nos separe?.
Lo de que los juzgados parecen carnicerías lo comparto,pero por supuesto no en el sentido por el que nos cuenta la Srta. Núñez. Son carnicerias por las injusticias que se suelen cometer en ellos, no porque vayan parejas que decidan poner fin a su matrimonio, al cual tienen todo el derecho del mundo.
La Sra Núñez habla de 32 años tirados por la borda, y yo pregunto, ¿Por qué?. Lo que cuenta es el ahora, el pasado no existe, de él solo podemos aprender y tener experiencia para afrontar lo que nos venga. Lo dice como si fuera una tragedia. Uno puede estar en un trabajo 32 años y que lo manden a la calle, ¿Ya por eso se acaba el mundo?,¿Son 32 años de trabajo tirados por la borda?. No, hija, no. Por la borda no se tira nada, eres tu la que te tiras por la borda pensando de esa manera y con esa actitud ultracatólica que te han inculcado lo único que tendrás es una sensación de culpabilidad y victimismo ficticio.
Si pierde a su hija y a su nieto es porque quiere. No la obliga ha abandonarlos, ni tiene porque ceder un piso que es suyo y en el cual tiene derecho a vivir y a luchar por el judicialmente.
Esta ultima frase es desde luego la más criticable: ¿Qué pasa en España que cada día hay más destrozos en la familia? ¿En qué nos estamos convirtiendo? Yo era feliz como abuela canguro, madre y esposa, y ahora, todo eso lo he perdido”. En España no hay más destrozos en las familias de los que había antes. Antes cuando la gente se casaba se tenía que aguantar para toda la vida, aunque sus vidas fueran un infierno. Maridos que pegaban impunemente y mujeres que tenían que aguantar porque eran sus esposas. Pero ya hoy día cualquier persona tiene derecho a cambiar su vida por muchos votos y juramentos que haya echo ante la santa iglesia. Si dos personas no se quieren o una de ellas no quiere a la otra no está obligada a seguir para guardar apariencias, o por no perjudicar a los hijos. ¿Quién te prohibe que sigas siendo una abuela canguro y una madre feliz?¿Y esposa?,¿Es que no hay más hombres en el mundo nada más que tu exmarido?¿Es que no puedes volver a enamorarte y casarte si quieres con otra persona y ser feliz?

Detrás de esta carta esta como no, esta idea de la iglesia de que los divorcios son malos para la sociedad, y que caminamos a la destrucción de la familia…

Anuncios
La democracia es el mayor bien que nuestra sociedad ha recuperado después de casi medio siglo de régimen dictatorial. Pero la democracia, como todo sistema, tiene sus inconvenientes, y uno de ellos es el desconocimiento que tenemos los ciudadanos muchas veces sobre su funcionamiento.
Se acercan unas nuevas elecciones generales al congreso de los diputados y al senado (en Andalucía también al parlamento andaluz). Los medios de comunicación llenan sus espacios ya casi con el 90% de su contenido dedicado a este acontecimiento.
Pero la pregunta que yo hago, ¿Sabe la gente en general cuando va a votar lo que va a votar?. Con esta pregunta no me refiero a que la gente sepa lo que quiere votar, me refiero a que si sabe a donde va su voto y a qué vota. La respuesta a la que llego es que a día de hoy y después de casi treinta años de democracia existe un grupo de personas dentro de nuestra sociedad, que por supuesto no puedo cuantificar, que no sabe lo que vota.
A esta reflexión llego por el día a día cotidiano y por lo que hablo con amigos y otras personas, los cuales pertenecen a distintas clases sociales y con distintos niveles culturales. Muchas personas con las que charlo creen que cuando ellos van a votar “votan a un partido político”, o lo que es peor, algunos creen que “votan a un político determinado”, lo cuál es falso. Desgraciadamente mucha gente no sabe todavía que cuando van a votar, votan a una lista de un partido que se presenta en la circunscripción de ese votante, y que según el porcentaje que obtenga esa lista, irán al congreso x personas de esa lista empezando desde el primero hasta el que le llegue. Mucha gente en Sevilla por ejemplo, cree que con su voto está votando a Rajoy o a Zapatero, o al PP o al PSOE como partido general, y eso es falso. Un sevillano vota una lista del PP encabezada por Soledad Becerril o una lista del PSOE encabezada por Alfonso Guerra, pero no vota a Rajoy o Zapatero¡¡¡. Esto que parece de perogrullo, muchas personas hoy día lo desconocen.

Otro fenómeno muy curioso de la democracia y sobre el que ya hay auténticos expertos y muchísimos estudios son las campañas electorales. ¿Hacia quienes van dirigidas estas campañas?,¿Qué factores influyen en una persona a la hora de depositar un voto hacia uno u otro?.
Si uno analiza las propuestas electorales que los partidos políticos ofrecen a sus electores puede observar que en líneas generales son siempre las mismas a lo largo del tiempo:
-Crear X millones de puestos de trabajo
-Bajar los impuestos
-Acabar con el terrorismo y la inseguridad ciudadana
-Viviendas para todo el mundo
-etc,etc,etc…..
Así, que las propuestas electorales suelen quedar en un segundo plano muchas veces, y entra en juego el “marketing” político. No importa lo que se ofrezca, sino como se ofrece. Convencer que aunque el adversario diga lo mismo que yo, él te está mintiendo y yo te estoy diciendo la verdad. La política hoy día se ofrece ya como un autentico producto de consumo, y se tiene que convencer a los potenciales clientes que ese producto es el mejor para que puedan “comprarlo”(votarlo).
Estamos en un pais en el que todavía quedan personas con fuertes convicciones políticas, y que siempre daran su voto al partido que ideológicamente sea más afín a sus ideas. Pero las campañas de marketing político no van dirigidos a estas personas. Las campañas van dirigidas a gentes con una ideología política débil o inexistente, a jóvenes con problemas a los cuales se les ofrece soluciones ficticias a sus preocupaciones.
Caminamos desgraciadamente hacia el bipartidismo. Dentro de poco comenzaremos a ver debates políticos entre dos personas al puro estilo americano, y la prensa al dia siguiente bombardeará a los ciudadanos con que fulanito fue mejor, o menganito vapuleó al otro, y lo que menos importará es lo que digan, sino como lo digan, los gestos que utilicen, el tono de voz, etc.
Los meetings políticos son actos de propaganda y exaltación, muy bien cuidados en su imagen. Los partidos tienen unos asesores de imagen que cuidan escrupulosamente todo al detalle, desde el atril hasta las personas que tienen que enfocar detrás para dar sensación de cercanía, los gestos del político, etc…Un hecho muy curioso en los meetings ahora es cuando alguna cadena de televisión nacional conecta en directo con ellos. El político es avisado de que va a entrar en directo, y de repente cambia el rumbo del acto y suelta un discurso minuciosamente preparado para esos segundos y que sea escuchado por todo el que lo este viendo por televisión.
Así es nuestra democracia, la democracia del marketing, la democracia del consumo, en definitiva, la democracia del capitalismo a la que nos dirigimos.

La versión oficial de lo que ocurrió el 23 de Febrero de 1981 en España la conocemos todos, en brevísimo resumen, dos capitanes del ejercito,Bosch y Armada, preparan un golpe para acabar con la democracia y mandan a un teniente coronel de la guardia civil nostálgico franquista, Tejero, a que asalte el parlamento el día de la investidura del nuevo presidente, Calvo Sotelo, y nuestro gran jefe del estado y salvador acaba con el golpe y sale victorioso de su proeza como un gran héroe.
Pero el paso del tiempo y las numerosas investigaciones que se han realizado sobre este suceso sacan a la luz muchísimas dudas de qué fue lo que realmente ocurrió, o mejor dicho, de quiénes estaban realmente detrás de ese golpe y cuáles eran las verdaderas intenciones. Son muchos los libros que se han escrito, con mayor o menor grado de credibilidad, y con mayor o menor número de pruebas objetivas. Pero todos estos escritos tienen un denominador común: El 23 F fue la mayor obra de teatro jamás realizada en este país, con una serie de actores secundarios que acabaron como cabezas de turco, Tejero, Bosch y Armada, y con un director de escena y actor protagonista, Juan Carlos Borbón, merecedor de una estatuilla hollywudiense por su gran interpretación de superhéroe salvador de la democracia.
Nunca sabremos lo que verdaderamente ocurrió, pero observando los hechos que sucedieron se pueden plantear muchas dudas.
-¿Por qué el ejercito golpista asaltó el parlamento en vez del palacio del jefe del estado, que es la máxima autoridad del país?. En todos los golpes de estado al que se intenta quitar primero del medio es al jefe del estado, al máximo mandatario.
-¿Por qué dejan al jefe del estado a sus anchas y comunicado con todo el mundo?. Si alguien da un autentico golpe de estado no dejaría a su enemigo libertad para llamar al exterior y pedir ayuda o negociar.
-¿Por qué los tanques golpistas salen primero en Valencia y no en Madrid, que es donde se suponen que tienen que salir primero?¿Por qué se declara primero el estado de escepción en Valencia?
-¿Por qué si eso fue de verdad un golpe de estado no se atacan las líneas de comunicación, teléfono, radio, y televisión?¿Cómo uno que da un golpe de estado puede permitir que las cámaras lo graben en directo?
Todas estas preguntas vienen del libro “23-F. El golpe que nunca existió” escrito por el coronel del ejercito Amadeo Martínez Inglés. Resumidamente, este libro explica como el 23-F fue una cortina de humo preparada por el rey para salvarse de un verdadero y preocupante movimiento ultraderechista dentro del ejercito que pretendia cargarselo, y con el que consigue salir como verdadero artifice y defensor de la democracia en nuestro país y de paso salvar el culo del verdadero golpe que si iba realmente a por él.

Según Amadeo Martínez Inglés:
-“Los golpes militares se dirigen desde el primer momento contra la cúpula del Estado, en este caso contra el rey; sin embargo, el 23 de febrero de 1981 al monarca no lo molestaron”.
-“Los guardias civiles que entraron en el Congreso de los Diputados bajo las órdenes del teniente coronel Tejero no iban en contra del rey, iban precisamente en su nombre, incluso dando vivas al monarca, como se observó en la televisión”.
-“Ese golpe, entre comillas, tampoco iba contra el sistema político. El general Armada, la cabeza visible en Madrid, llevaba en su bolsillo una hoja con un futuro gobierno presidido por él e integrado por demócratas de los principales partidos políticos”.
-“Fue una maniobra político-militar-institucional, puesta en marcha por el propio sistema, desde la Corona, para desactivar un golpe militar que se estaba fraguando para el 2 de mayo en los ambientes más radicales de la extrema derecha española, era un golpe contra el rey, preparado por militares que deseaban que España volviera al totalitarismo.”
-“El rey, al ver lo que se venía, optó por tomar una decisión de dar un golpe, o pseudo golpe, o una maniobra para salvar su corona. El rey se salió del marco constitucional, y el fin nunca puede justificar los medios”.
-“La Corona española ha rentabilizado durante todos estos años aquel evento y el rey se ha convertido en un mito democrático. Eso es mentira, pues fue el rey Juan Carlos quien autorizó al general Armada a montar el 23-F”.
– “El rey fue alertado por sus ayudantes y le recomendaron que se quedara fuera de la maniobra. Entonces el general Armada intentó ir al palacio de la Zarzuela a explicarle al rey lo que había sucedido y prometerle que lo solucionaría todo, pero el rey le dijo que se quedara en la sede del Estado Mayor a las órdenes del general Gabeiras. Y después lo arrestaron.”
– “El general Armada despachó con el rey 11 veces en un mes y pico antes del golpe.”
-“en Valencia los tanques salieron en plan de desfile, sin munición, respetando los semáforos. Un golpe de Estado no se monta así. En un verdadero golpe hubieran salido en Madrid y hubieran ido al palacio del rey, no en Valencia”.
-“En España el rey es intocable, se le ha beatificado, es como un dios, no es humano. La Constitución, hecha por él, lo pone en un altar, no tiene responsabilidad de ninguna clase, haga lo que haga no se le pueden pedir responsabilidades penales. Está por encima de las leyes, y eso en un Estado de derecho no puede suceder”.
– “Se ha pretendido preservar la figura del jefe de Estado después de los 40 años de dictadura de Franco, para evitar, según ellos, otra guerra civil. Es un disparate. Él es el sucesor de Franco, juró los principios del franquismo y luego cambió a la democracia porque le convenía.”
-“El último régimen legal de verdad fue la República, destruida por el golpe militar de Franco. El dictador nombró un heredero antes de morir y ahora resulta que todos somos monárquicos. Habría que haber vuelto a la República, que era la legalidad, o por lo menos dejar a los ciudadanos que se pronunciaran. Estamos en una situación de interinidad política y ya es hora de ir a un régimen totalmente democrático”.

Cada uno es libre de creerse lo que quiera. A mí me sobra decir que suscribo las palabras de este militar al 100% y que me creo casi todo lo que nos cuenta en su libro, porque no es una mera teoría conspirativa basada en elucubraciones, está basada en hechos que están ahí y que son demostrables.



  • jesusmagana76: Muchas gracias José. Es un honor para mí que una persona de tu talla que ha vivido en sus carnes el lado oscuro de la Iglesia Católica se haya mole
  • José Mantero: Muy lúcido análisis. Saludos.
  • Mr WordPress: Hi, this is a comment.To delete a comment, just log in, and view the posts' comments, there you will have the option to edit or delete them.

Categorías